Actualize su navegador para poder visualizar correctamente este sitio web. Actualice su navegador ahora

×

¿Qué precauciones debería tomar en este final de año?

Boletines Diciembre
Juan Fernando Restrepo - Analista de Riesgo Político


Analista de Riesgo Político

Comienza la recta final del 2018 y con ella llega la que probablemente es la época más turbulenta del año en materia de seguridad. El periodo de vacaciones y la época decembrina se han configurado como un intervalo de tiempo en el que es usual, se agudicen algunos fenómenos delictivos.  

Si bien lo ideal es siempre mantenerse en un estado alerta al estár en la calle, en esta época resulta imperativo y de vital importancia porque las probabilidades de ser víctima de algún delito incrementan de manera notable.

Sobre todo, este año cuando los indicadores de algunos crímenes, como el hurto a personas o el hurto a residencias ya han sobrepasado las cifras del 2017.

Le puede interesarTras el primer semestre del año, ¿cómo le fue a Bogotá en materia de seguridad?

Por este motivo, desde el Centro de Análisis de Coyuntura y Seguridad de Omnitempus, hemos preparado una serie de recomendaciones que podrán serle de mucha utilidad para reducir el nivel de riesgo y amenaza.

¿Por qué se incrementan algunos delitos entre diciembre y enero?

Principalmente, por dos razones que convergen y dan pie a un escenario atractivo para la delincuencia. Por un lado, debido al aumento del flujo económico y comercial, el cual se manifiesta en el incremento de ingresos y egresos de la mayoría de los ciudadanos.

 En este periodo, es usual que las personas perciban mayor cantidad de dinero a razón del pago de la prima, bonos laborales, etc. Igualmente, la época de navidad, las novenas y los puentes festivos, aumentan el nivel de consumo.

Por otro lado, se presenta una pérdida de control sobre el entorno. Diciembre parece ser un mes en que todo pasa rápido, por lo que la ciudadanía suele estar más afanada de lo habitual. Precisamente, por esto se suele ser más descuidado, hablando por el celular mientras se camina por la calle u olvidando activar la alarma del carro.

Entre más distraído esté usted, más atentos estarán los amigos de lo ajeno.

Mucho ojo al retirar dinero en efectivo de cajeros y bancos

El fleteo, también conocido como hurto al usuario del sistema financiero es una modalidad de atraco donde el objetivo es una persona que haya retirado una considerable suma de dinero de la ventanilla de una entidad bancaria.

Cualquier persona puede ser víctima de esta forma de delito, ya que en algunas ocasiones los delincuentes no saben con exactitud la suma de dinero que es retirada.

En muchos casos escogen a sus víctimas observando desde la fila, camuflándose como un ciudadano normal que realiza alguna transacción en el banco. En la mayoría de los casos, identifican a una víctima potencial solo observando la cantidad de billetes que le entrega el cajero.

Le puede interesar: ¿Qué es el riesgo en una empresa? esto es lo que debe saber

Los cómplices son notificados por mensaje de texto, señalando las características físicas de la víctima mientras ellos aguardan en una motocicleta a un par de cuadras.  Cuando la víctima sale del banco esperan por un momento apropiado y abordan a la persona de manera amenazante con un arma de fuego.

Normalmente los fleteros atacan cuando la víctima detiene su auto en un semáforo, en la entrada de su residencia o su lugar de trabajo.

Teniendo en cuenta este modus operandi es ideal que tenga en cuenta las siguientes recomendaciones:

  • Siempre será mejor no retirar altas sumas de dinero en sucursales bancarias. Priorice hacer transacciones bancarias por internet.
  • Si resulta imperativo retirar el efectivo, hágase acompañar de una o más personas de su confianza para que le ayuden a observar el entorno y mantener un estado alerta.
  • Opte por sucursales bancarias situadas al interior de centro comerciales.
  • Al retirar el dinero en la ventanilla del banco, evite que alguien pueda ver la cantidad que recibe.
  • Preferiblemente, no cuente el dinero recibido para que no lo identifiquen o hágalo de una manera rápida. Si el cajero se equivoca en un billete, siempre será más barato que un asalto.
  • Evite escribir el valor del dinero que va a retirar dentro del banco. Tampoco mantenga el formato de retiro a la mano mientras espera en la cola.
  • Si encuentra a alguna persona con actitudes sospechosas, informe a los representantes del banco y evite hacer el retiro.
  • El cajero no puede usar el celular mientras trabaja, así que si él o ella, escribe un mensaje o llama a alguien por teléfono mientras usted hace la transacción, comunique esto al gerente de la sucursal y extreme las medidas de seguridad.
  • Evite hacer comentarios sobre sus transacciones en presencia de extraños.
  • Solicite el servicio de escolta de la policía cada vez que retire fuertes sumas de dinero. Las entidades bancarias prestan este servicio de manera gratuita.
  • Utilice algún medio de transporte que sea de su confianza, no aborde un taxi y mucho menos un bus o Transmilenio.
  • Si se ve en una situación de fleteo, entregue el dinero, nunca exponga su vida. 
  • Si decide hacer transferencias por fuera del sistema financiero, no olvide que mantener el secreto es la primera regla de oro. Evitar la bancarización es totalmente respetable, pero incrementa de manera sustancial el nivel de riesgo. 

Si va a tomar un taxi amarillo…

En ciudades como Bogotá, Cali y Medellín continúan presentándose casos de ‘paseo millonario’ o secuestro exprés. Hablamos de esa práctica en la que delincuentes que simulan ser conductores de taxi atacan a los pasajeros despojandolos de sus pertenencias, la mayoría de las veces con complicidad de una o más personas.

En gran parte de los casos, el botín incluye teléfonos celulares, joyas, dinero en efectivo, incluso llevan a los pasajeros bajo la fuerza a retirar dinero de cajeros electrónicos.

Muchas veces las víctimas pueden ser drogadas con sustancias que en el peor de los casos acaban con su vida o causen daños irreparables al sistema neurológico. Luego de completar su cometido, abandonan a la víctima en zonas alejadas o periféricas de la ciudad totalmente desorientadas.

Por este y otro tipo de riesgos, si va a tomar un taxi le sugerimos que:

  • Procure pedirlo vía telefónica o preferiblemente a través de una plataforma virtual como Easy Taxi o Tappsi. Nunca lo tome en la calle y menos en sitios muy frecuentados.
  • Informe el número de placa del automotor a algún familiar o amigo para que conozca en qué vehículo se desplaza. Es recomendable que lo haga a través de una llamada y en voz alta para que el conductor escuche.
  • Procure no recibir objetos de personas extrañas, incluido el conductor, se ha conocido que en ocasiones pueden contener sustancias como escopolamina.
  • Cuando vaya a abordar el móvil, coteje las placas que le dieron con las placas del automotor. En ocasiones el descuido prima.
  • Verifique que la foto en el tarjetón del taxi coincida con el rostro del conductor, si no es así, es ideal buscar otro taxi.
  • Antes de abordar el vehículo y durante el recorrido, verifique que no haya otro vehículo siguiendo al carro del servicio solicitado.
  • Exija que la silla del copiloto se mantenga levantada ya que algunas veces puede estar escondido un cómplice del conductor.
  • Asegúrese que la puerta pueda abrirse desde adentro.
  • Manténgase alerta ante situaciones como llamadas o mensajes que realice el conductor.
  • No permita que el conductor elija la ruta hacia su destino. Indique que ruta quiere tomar, buscando siempre vías principales.
  • No acepte realizar alguna parada en el camino, así se trate de una estación de gasolina.
  • Evite al máximo llevar consigo sus tarjetas bancarias.

Plataformas digitales de transporte

Miles de personas se han convertido en usuarios frecuentes de aplicaciones como Uber, Cabify y Beat, entre otras razones, porque las consideran más seguros que otros medios de transporte.

No obstante, esto no quiere decir que realmente extirpe cualquier clase de riesgo que pueda comprometer su seguridad. A lo largo del año se han conocido diferentes tipos de atracos y prácticas malintencionadas relacionadas con este tipo de plataformas.

Igualmente, no debe olvidarse que estas aplicaciones continúan siendo consideradas como una forma de “transporte pirata” a los ojos del ordenamiento legal colombiano; se mantiene en vilo el momento en que serán reguladas.

Si bajo su responsabilidad va a transportarse por medio de estas plataformas digitales le sugerimos tener en cuenta las siguientes recomendaciones.

  • Procure solicitar el servicio desde un lugar cerrado.
  • Propenda pagar por medio de tarjeta de crédito, no es bueno exponerse a que lo vean intercambiando dinero en efectivo en un carro particular.
  • Una vez se haya confirmado, tome un pantallazo con los datos del conductor y el vehículo. Envíelos a algún familiar o amigo.
  • No espere el servicio en la calle y menos con el celular en sus manos. Haga seguimiento de la ubicación del vehículo y solo salga cuando éste se encuentre afuera de su locación.
  • Verifique que los datos arrojados por la aplicación coincidan con la placa del vehículo y el nombre del conductor. Incluso, verifique la fotografía de la plataforma corresponda con el rostro del conductor.
  • Antes de abordar el vehículo y durante el transporte, verifique que no hay otro vehículo siguiendo al carro del servicio solicitado.
  • En caso de que las placas o el rostro del conductor no coincidan, nunca aborde el vehículo, así traten de persuadirlo aduciendo un error o algún cambio.
  • Asegúrese que el conductor venga solo en vehículo, ya que algunas veces poseen vidrios oscuros o tienen película de seguridad. No aplica para servicios de transporte compartido como Uber Pool.
  • Si no es un servicio de carro de lujo (carros blancos, Uber Black, etc), ubíquese en la silla del copiloto.
  • Indique la ruta que desea tomar o solicite que sean direccionados por alguna aplicación de navegación como Waze o Google Maps.
  • No acepte realizar alguna parada en el camino, así se trate de una estación de gasolina.
  • Si nota alguna situación extraña, baje del vehículo en algún semáforo en rojo con personas alrededor.
  • Evite solicitar servicios de transporte compartido como Uber Pool, sobre todo a altas horas de la noche o rumbo a zonas que sean consideradas como poco seguras.
  • Si sufrió algún percance en su viaje, pagos, calidad del servicio o incluso relacionado con temas de seguridad, comuníquelo con el Soporte al Cliente de la aplicación y en caso extremo, a las autoridades competentes.
lideres pais en servicios seguridad privada bogota omnitempus

Somos líderes en servicios de seguridad privada en el país